Laguna Rosada y Río Lagartos.

dsc06048

¡Hola, amigos!

Una nueva zona que nos recomendaron para visitar en Yucatán, La Laguna Rosada.

Si vas desde Valladolid, y en Combi o taxi, tienes que llegar a Tizimín para poder coger las Combis que te dejan en Río Lagartos, que es una localidad costera.

Antes de salir esa mañana vimos a un señor, Eduardo Camera Alonzo que lleva tallando una obra de arte en un tronco desde hace 3 años. “La cosmología del Mundo Maya”, le ha puesto por nombre, ya que narra la historia. Si vais por Valladolid buscarle por la Plaza, cerca de la librería/biblioteca, allí se encuentra. Es bastante interesante y él te explica cada detalle.

Una vez en Las Coloradas, un pequeño puerto de pescadores perteneciente a Río, junto con unas hermanas chilenas que conocimos en el autobús, cogimos una barca para conocer La Laguna.

Probablemente hayas visto más de una foto de esta laguna por internet, ya que es bastante conocida, debido a su alta concentración de sal y microorganismos su agua se vuelve completamente rosa. Eso habíamos visto nosotros hasta que llegamos allí, ya que, bueno, rosa rosa no estaba. Tampoco es del color que se aprecia en nuestras fotos, sinceramente no le hace justicia, era un naranja fuerte, algo rosado. Nuestro amigo Manuel nos comentó que no nos habían llevado a la zona correcta, otras personas nos dijeron que depende de la época del año se manifiesta más un color que otro. Aún así nos encantó. A mi me encanta bañarme en estas aguas con densidad y sentir su fácil flotabilidad.

dsc06042

img_20161229_154449

Tras ser feliz flotando, puedes disfrutar de un baño Maya con barro, con el que sentirás cómo se limpia tu piel. De vuelta en la barca, dimos un paseo por el pueblo. Muy bonito, tiene mucho encanto.

Y ya de vuelta en Valladolid, al día siguiente nos íbamos temprano por lo que era nuestra última noche allí, así que fuimos a despedirnos de Doña Lola y de Manuel. Para nuestra sorpresa, estando allí empezaron a llegar familiares y la casa se llenó en un momento. Cada persona que conocíamos era aún más agradable, si cabe, que la anterior. En su día compartí lo que sentimos esos días, la gratitud inmensa que se siente cuando conoces una familia que te hace formar parte de ellos al instante, pero lo vuelvo a repetir. Gracias, gracias y gracias. Por vuestra calidez, amor, sinceridad, alegría y simplicidad. No se si tendremos la suerte de volvernos a ver, pero os aseguro que siempre os llevaremos en nuestro corazón.

Nos vemos en la siguiente entrada, la última de México… 😦

¡Hasta pronto!

Un comentario en “Laguna Rosada y Río Lagartos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s